Algunas Palabras Introductorias

Durante los pasos de su práctica la parte física será en la que más sienta su trabajo, pero a medida que vaya progresando ira gananda mayor conciencia de la circulación de la energía vital -prana- en su cuerpo, sumándole a ello la importancia de una respiracón correcta.

Esta Clase Básica puede ser practicada por todas las personas sin importar su edad o sexo, y sin tener en cuenta el nivel en que se encuentre el estudiante. Lo único a tener en cuenta son las patólogias, limitaciones y enfermedades que pueda tener el alumno. En dicho caso el instructor le dará las indicaciones personales sobre el trabajo a realizar especificamente.

No se desaliente si durante las primeras clases, percibe que las posturas no les salen tan bien como Ud quisiera. Ello lleva tiempo y paciencia. Es necesario, aquietar nuestra mente, y una vez que lo logre, podrá relajar su cuerpo, se hará más flexible y asumirá con mayor naturalidad dichas asanas. Un modo de ayudarse, es imaginarse que esta haciendo en forma perfecta cada una de las posturas de la sesión, cuanto mayor el poder de concentración y vivencia de la misma más próxima estará de arribar a dicho logro en su práctica.

Por sobre todas las cosas nunca se fuerze o se arriesgue a realizar posturas que en este momento el cuerpo quizas no este preparado. Sólo cuando logre relajar bien su cuerpo, distender naturalmente sus músculos y su mente se encuentre en armonía, le permitirá mejorar cada vez más la performance en dicha asana.

Por último queremos transmitirle lo importante de una práctica diaria, aunque ella sea corta, y que si bien a través de estas páginas trataremos de llegar con la mayor claridad posible, nunca se pueden dar las observaciones e indicaciones con la misma claridad y energía de un instructor o maestro. Es por ello que le recomendamos que asista a clases grupales siempre que pueda, para nutrirse no sólo del conocimiento sino también de la energía del grupo, del maestro y del lugar en donde se realiza dicha práctica.